Como represalia, le marcaron con un cuchillo una esvástica en la frente…

Laus Deo

José Kuchenbecker, mártir de la fraternidad sacerdotal

http://www.aleteia.org

Concluyendo estos relatos de aquel trágico lunes 16 de octubre de 1939, donde tuvo lugar la ejecución de treinta sacerdotes del distrito de Starogard, me voy a referir al tercer sacerdote de nacionalidad alemana que yace junto a sus hermanos polacos en las fosas del bosque de Szpęgawsk: José Kuchenbecker.

Ya los sacerdotes estaban colocados en fila en el pasillo de la prisión. Probablemente adivinando lo que les esperaba. Incluso en el patio se confesaron mutuamente y uno animaba a los demás. Delante de las puertas de la prisión llegó el traqueteo del camión. De repente se oyeron gritos en alemán. Era el padre José Kuchenbecker que tuvo el valor suficiente para reprender a los matones por el brutal tratamiento que recibieron sus hermanos sacerdotes. Para él esto terminó muy mal…

El único sobreviviente, el padre Ignacio Stryszyk, en el invierno de…

View original post 552 more words

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s